Antiinflamatorios naturales para gatos: Remedios

Te invitamos a conocer en el siguiente artículo algunos de los antiinflamatorios naturales para gatos más famosos y recomendados. No olvides que en caso de cualquier duda debes comunicarte directamente con el médico veterinario antes de suministrar cualquier medicamento natural.

Antiinflamatorios naturales para gatos

Antiinflamatorios naturales para gatos

Usar fármacos humanos puede resultar altamente peligroso para la salud de nuestras mascotas si éstos no ha sido indicados previamente por el médico veterinario, del mismo modo, muchos medicamentos veterinarios, a pesar de haberse administrado correctamente, pueden también provocar infinidades de efectos secundarios hasta el punto de poner en riesgo la vida de la mascotas.

Los efectos secundarios de algunos medicamentos veterinarios son potencialmente peligrosos cuando se requiere seguir tratamiento por periodos de tiempo prolongados, en estos momentos es cuando ameritamos proteger la salud de nuestro animal de una manera natural y segura. Por esa razón en el siguiente artículo hablaremos sobre los antiinflamatorios naturales para gatos.

El proceso de inflamación en gatos

Lo primero que podemos mencionar es que los procesos inflamatorios son resultan muy diferentes si se producen en el organismo de un gato o en el organismo de un ser humano.

En ambos casos, la inflamación puede deberse a una lista larga de causas bastante diversas, entre las cuales se encuentran un traumatismo, una enfermedad ósea o una afección vírica, fúngica o bacteriana.

El proceso inflamatorio en un gato está mediado por múltiples reacciones químicas pero finalmente se caracteriza por síntomas cómo:

Antiinflamatorios naturales para gatos

  • Tumor: Hace referencia a la hinchazón que se produce en los tejidos inflamados.
  • Rubor: Por mayor irrigación sanguínea podríamos observar las zonas inflamadas de un color un poco más rojizo, esto se hace especialmente evidente cuando la inflamación se ha producido por heridas.
  • Calor: Debido a una mayor irrigación sanguínea, la zona inflamada presentará una mayor temperatura corporal.
  • Dolor: El gato puede comenzar a experimentar mucho dolor tras un proceso de inflamación, lo puede manifestar de distintas maneras, con mayor inquietud, dificultad de movimientos y hasta cambios en el apetito.

Remedios naturales para la inflamación en gatos

Si tu gato presenta algunos síntomas de inflamación será fundamental que acudas hasta el veterinario con la mayor brevedad posible debido a que es muy importante determinar la causa que está provocando la inflamación. En el caso de que no se trate de una condición grave el veterinario te indicará si puedes prescindir del tratamiento farmacológico y usar recursos terapéuticos más naturales.

Si tu médico veterinario le autoriza a utilizar recursos terapéuticos más naturales para tratar el proceso de inflamación en el gato, debes saber que existen varios antiinflamatorios naturales para gatos, algunos muy simples, pero no por ello menos efectivos. Veamos cuáles son algunos de los antiinflamatorios para gatos recomendados:

Calor local: Si tienes un saco térmico o una bolsa de agua caliente, tienes un antiinflamatorio para tu gato. Cuando aplicamos calor local en el área afectada se produce una dilatación de los vasos sanguíneos, lo que reduce efectivamente la inflamación y alivia de forma rápida el dolor en el gato.

Caléndula: La caléndula es una plata, de hecho, está considerada como la mejor planta a utilizar cuando la inflamación se asocia a heridas. Se puede aplicar la tintura madre de esta planta a través de una compresa de agua caliente que aplicaremos sobre la zona afectada, aunque lo idóneo en este caso sería poder adquirir una crema a base de caléndula que no presente contraindicaciones si se aplica de forma tópica a nuestro gato.

Vinagre de manzana: De acuerdo a muchos especialistas, el vinagre de manzana también resulta una útil opción para tratar el proceso de inflamación en el gato debido a que aumenta los niveles de potasio en el organismo del gato, facilitando por tanto la depuración del organismo y de todas las sustancias de desecho que forman parte del proceso inflamatorio y lo complican.

Cúrcuma: Está considerada como una especie culinaria con diversas propiedades medicinales, entre ellas, posee actividad antiinflamatoria. Solo será necesario colocar media cucharadita de cúrcuma a la comida de tu gato, cada día y con el paso de las semanas la inflamación irá disminuyendo considerablemente.

Aceite de oliva y pescado azul: Ambos alimentos destacan por contener ácidos grasos esenciales Omega-3 los cuales tienen una importante actividad antiinflamatoria que además resulta de gran eficacia.

En todo caso antes de aplicar cualquiera de estos antiinflamatorios naturales para gatos resulta de suma importancia consultar la opinión de un veterinario ya que teniendo en cuenta el historial clínico de tu gato, él te confirmará si puede existir algún tipo de contraindicación o no.

Otros consejos para tratar la inflamación en gatos

En esta parte de nuestro artículo vamos a compartir con ustedes algunos consejos básicos que te ayudarán a que el tratamiento natural contra la inflamación sea mucho más efectivo y logre el resultado esperado:

  • Si la zona afectada compromete la óptima movilidad de tu gato es necesario que procures que se mantenga gran parte del día en estado de reposo debido a que cuanto más movemos u tejido inflamado, más tiende a inflamarse.
  • El dolor que produce la inflamación puede también provocar que las ganas de comer desaparezcan por completo en tu gato, por esa razón deberás alimentarlo con comida húmeda, olorosa y sabrosa para de esa manera aumentar su apetito.
  • Cuando la inflamación se asocia con un traumatismo con heridas abiertas es necesario aplicar un antiséptico que será indicado por el veterinario, y siempre que sea posible no tapar la herida para favorecer a una mejor cicatrización.
  • Debes tomar en consideración que tu gato beba agua todo el día y lo más que pueda para de esa manera eliminar la presencia de sal en su alimentación, de ese modo, reducirá su volumen corporal y se mejorará la evolución del tejido inflamado.
  • Evita de cualquier modo suministrarle antiinflamatorios de uso humano, podría resultar potencialmente mortal.

¿Por qué los gatos ocultan el dolor?

Los gatos presentan un desafío especial para los seres humanos que los aman porque la gran mayoría de ellos esconden el dolor cuando están lastimados, enfermos o débiles físicamente. Para la comunidad veterinaria los gatos también representan un desafío dado a que existen pocas opciones médicas disponibles para aliviar el dolor de un felino.

Solo porque tu gato no muestra que está sintiendo dolor no significa que no lo está sintiendo y el dolor muchas veces puede ser bastante severo. El dolor es un problema médico grave al que se le debe atacar con rapidez. Los especialistas aseguran que los gatos por instinto esconden su dolor como una estrategia de supervivencia.

Existe una infinidad de causas que pueden estar provocando el dolor en tu mascota, desde lesiones, hasta artritis y enfermedades dentales. Algunas causas podrían ser un tanto evidentes pero otras no. Identificar la causa del dolor en el gato es fundamental para actuar de manera oportuna y eficaz.

El dolor de tu mascota es un asunto serio

En ocasiones se podría asumir que las mascotas no sentían dolor con la misma frecuencia o por las mismas razones que los seres humanos, sin embargo en la actualidad estamos un poco más conscientes de las cosas y podemos percatarnos que a pesar de su respuesta no siempre es similar a la nuestra. Los animales sienten dolor y por las mismas razones que los humanos.

El dolor en los animales es un problema médico que requiere de atención y tratamiento inmediato. Puede retrasas o prevenir la curación apropiada de una lesión o cirugía, además puede causar pérdida del apetito, que para los gatos puede volverse una situación de vida o muerte.

Cuando el dolor pasa a un nivel crónico, puede provocar inactividad y pérdida de la calidad de vida en general para tu mascota. Además cuando el dolor no se puede controlar de manera efectiva, puede progresar de algo que se denomina dolor adaptativo a algo llamado dolor maladaptativo. Se trata de una enfermedad y debe ser tratada con un método para controlar el dolor.

Tu gato esconde su dolor por instinto

Para los gatos en su gran mayoría, esconder el dolor resulta una respuesta instintiva en la naturaleza. Un gato en dolor es visto como débil y vulnerable para los otros gatos y depredadores. Por esa razón es que este tipo de animales prefiere guardar o esconder el dolor. Por fortuna, un dueño atento puede darse cuenta que su gato está sufriendo. Algunos signos pueden incluir:

  • Se esconde más de lo normal y actúa callado
  • Pérdida de apetito
  • Respiración rápida o jadeo
  • Ritmo cardíaco acelerado
  • Movimientos alterados
  • Silba, muerde o huye cuando le tocan algunas partes de su cuerpo
  • Agitación; rehúsa acostarse o dormirse.
  • Comportamiento agresivo y cambios de personalidad

Causas de dolor en gatos

Existen algunas causas que podrían estar provocando dolor en tu gato por ejemplo, trauma o lesión, ingestión de venenos, enfermedad del tracto urinario, trastornos del tracto Gl, infecciones y enfermedades dentales, infecciones en los ojos, oídos y piel, artritis, enfermedad en la espalda o columna vertebral, cirugía, enfermedades graves como cáncer.

Es importante decir que algunas de las causas de dolor en gatos son más obvias en unos que en otros. Por lo general los dueños se percatan cuando la mascota presenta alguna lesión. Las razones menos obvias para el dolor son problemas relacionados con el tracto urinario, artritis, dolor de panza y otras afectaciones dentro del cuerpo de tu gato.

Así que si usted nota algunos de estos síntomas de dolor y sabe que su gato está enfermo debe procurar trasladarse rápidamente hasta un veterinario para que evalúe el caso de su mascota.

Tratamiento médico para los gatos con dolor

En muchos casos se debe tratar el dolor por separado, aunque el problema de salud que está causando el dolor también está siendo tratado. Cuando el gato amerita cirugía habrá dolor involucrado, sin importar si es un procedimiento de rutina. Lo ideal en todo caso es ir hasta el veterinario y que sea él quien nos indica cual tratamiento se debe seguir.

Terapias alternativas para aliviar el dolor

Dependiendo de la causa del dolor en tu gato, existen muchas terapias alternativas con el fin de aliviar el dolor en el gato, algunas de ellas incluyen:

  • Atención veterinaria quiropráctica.
  • Masajes para reducir inflamación
  • La acupuntura y proloterapia
  • Las inyecciones

A continuación le dejamos algunos enlaces de su interés:

Categorías Gatos

Deja un comentario