Caspa en perros: Consejos y Soluciones

La caspa en perros es producida por células muertas que caen fuera de la piel y la mayoría de las veces se ven como pequeños copos blancos o como escamas en la piel o sobre el pelo del animal. Sigue leyendo para conocer que la causa, como tratarla y mucho más.

caspa en perrros

¿Qué es la caspa?

La caspa se define como un conjunto de células muertas que se desprenden de la piel por diversos motivos y permanecen sobre ella y en el pelo. Al igual que en las personas, los perros también pueden padecer de este problema, la caspa puede ser seca o encontrarse relacionada con dermatitis seborreica.

Además de ser un problema estético, la caspa produce en el animal algunos efectos como lo son irritación, costras, protuberancias, comezón y pérdida del cabello. Por esto es muy importante prevenir que tu mascota comience a padecer de caspa y en caso de ya tenerla, tratarla de manera adecuada.

Se conocen múltiples tratamientos que han demostrado ser bastante efectivos a la hora de prevenir y tratar este padecimiento cutáneo en los perros, siendo siempre la mejor opción acudir al veterinario, para que éste especifique cuál le va mejor al tipo de piel y pelaje de nuestra mascota, ya que no todos los peros son iguales ni tienen los mismos síntomas.

Cuando el animal es alérgico puede presentar diferentes etapas de caspa en su piel, que tanto el frío como ciertos alimentos acentúan, por eso debemos estar conscientes de las necesidades de nuestra mascota. Igualmente es muy importante conocer las causas de este padecimiento, ya que de esta manera evitamos ciertos hábitos que, aunque no lo parezca, pueden ser los causantes de este problema en los perros.

Causas de la caspa en perros

Las causas de caspa en perros suelen ser muy diversas, algunas de ellas son las siguientes:

  • Malos hábitos de higiene o rutinas de aseo deficientes: si no bañas a tu perro con la frecuencia adecuada, puede ser que lo bañes más frecuente de lo que lo necesita o que tardes mucho para bañarlo.
  • Uso de productos no adecuados para el baño del perro: por ejemplo si utilizas un champú para humanos o jabones de mala calidad.
  • Clima seco: las regiones con un clima seco favorecen la aparición de caspa en los perros, sobre todo durante la temporada de invierno.
  • Deficiencias nutricionales: la falta de omega 3 afecta la salud cutánea de los perros e induce a la resequedad.
  • Infecciones bacterianas y fúngicas: cuando esta es la causa la caspa va acompañada de ampollas que se revientan y forman costras.
  • Exposición a ciertos alérgenos: como por ejemplo el polen, artículos de limpieza doméstica, químicos, entre otros.
  • Sustancias químicas muy agresivas: como por ejemplo las que pueden contener algunos productos para repeler parásitos.
  • Enfermedades: algunas de las enfermedades que pueden padecer los perros pueden hacer que aparezca la caspa.
  • Otros factores.: como por ejemplo el sedentarismo, la enfermedad de cushing y los trastornos de la tiroides son otras causas posibles, pero menos comunes.
  • El estrés en los perros también puede ser una causa de aparición de caspa.

Por otro lado, es muy importante y necesario conocer la causa que está originando la caspa ya que así se podrá determinar el tratamiento que se debe llevar a cabo.

caspa en perros

Remedios para la caspa en los perros

Como mencionamos anteriormente, para poder tratar la caspa en perros primero se debe conocer la causa que la está originando, por ejemplo, en caso de que se esté originando debido a una incorrecta higiene, se debe modificar la rutina de aseo, el veterinario le indicará la frecuencia ideal del baño dependiendo de la raza del perro, igualmente le podrá indicar el champú adecuado.

Adicionalmente, existen varios tratamientos para la caspa en perros, como por ejemplo, cepillar al perro frecuentemente, ya que esto estimula la producción de aceites naturales en la piel, lo que contribuye a eliminar la caspa. En caso de que la causa sea el clima seco, lo más recomendable es tener un humidificador, más que nada en las épocas de invierno.

Si la caspa se debe a una deficiencia nutricional debe reforzar la alimentación de su perro con zinc, vitaminas A y E y omega 3. En caso de que sea originada por bacterias, hongos y /o ácaros, lo mejor es asistir al veterinario ya que seguramente necesitará que se le administre algún tipo de medicamento. Igualmente lo más recomendable es lavar con agua caliente toda la ropa de cama y aspirar todas las alfombras y muebles.

Si la caspa es producida por algún problema de estrés puede utilizar pequeñas dosis de calmantes que eliminen el estado de nervios en perros con alto nivel de estrés, también se recomienda hacer que realice actividades físicas para que gaste energías. Puedes utilizar productos naturales para evitar el uso de fármacos, pero igualmente siempre bajo estricta supervisión veterinaria.

Finalmente, es importante destacar que lo más recomendable es que el tratamiento sea indicado por un especialista, evitando así causar mayor daño a la piel de nuestra mascota. En caso de que quieras utilizar algunos remedios caseros es conveniente también consultarlo con su veterinario.

Soluciones caseras

La caspa en perros no es una enfermedad grave y además, normalmente, es muy sencilla de tratar, por lo cual existen algunos remedios caseros que le ayudaran a solucionar este problema es su mascota, adicionalmente estos remedios son muy suaves, no tienen efectos colaterales y son muy económicos.

Uno de los mejores remedios caseros es el vinagre de manzana, deberá mezclar partes iguales de vinagre de manzana y agua, humedecer un algodón o un paño limpio y frotarlo sobre la piel del perro. Deberá hacerlo una vez al día hasta eliminar el problema.

Otro remedio muy efectivo es el aceite de oliva, únicamente deberá frotarlo sobre la piel y el cabello del perro, una vez al día, para así restituir su nivel de hidratación. Puedes también bañar al perro con harina de avena, esta es ideal para restablecer el equilibrio natural de los aceites de la piel y eliminar así la picazón.

En caso de que tu mascota se rasque mucho puedes colocarle aceite de árbol de té, esto hará que deje de rascarse pero no elimina la caspa, además debes tener cuidado al aplicarlo, ya que si lo ingiere puede provocar indigestión.

Otra solución casera es utilizar aceite esencial de lavanda, con una concentración de 1% en agua fresca, esto ayudará en la cicatrización y además es antiséptico y antiinflamatorio, lo cual puede aliviar la irritación y comezón.

Consejos para prevenir la caspa en un perro

A pesar de que la caspa no es un problema grave, lo mejor es tomar medidas de precaución y así evitar que tu mascota la padezca, ya que será algo muy molesto para el animal, es por ello que a continuación dejaremos una lista de consejos para la prevención de la caspa en perros.

  • De vez en cuando aliméntalo con una lata de atún conservado en aceite de girasol u oliva, o dale añade a su comida sardinas en lata, conservadas en aceite. Esto le aportará aceites grasos omega altamente beneficiosos.
  • Baña a tu mascota solo las veces que lo necesite, usa jabones y champú adecuados para ellos.
  • Cepillar a tu mascota semanalmente, con un cepillo especial para perros, esto evitará que se le acumulen células muertas.
  • Aliméntalo de manera sana y lo más natural posible, puedes consultar su dieta con tu veterinario.

Finalmente, te recomendamos los siguientes artículos relacionados a estas adorables mascotas:

Categorías Perros

Deja un comentario